Cuando Opera Mini se lanzó en 2005 hizo posible acceder a internet desde teléfonos móviles, del mismo modo que desde una computadora de escritorio, y no una versión reducida de la web que se ofrecía en aquél entonces. (¿Alguien recuerda WAP, i-mode?).

Hoy, Opera Mini celebra ya su décimo aniversario; los smartphones dejaron de ser un gadget caro y ahora son prácticamente un dispositivo universal. Son la computadora principal para la mayoría de personas, donde una de cada cinco en el mundo tiene un smartphone. También la web ha evolucionado y muchas páginas te brindan música, vídeo, animaciones, esquinas redondeadas, etc.

Opera también ha evolucionado dándote más opciones, así puedes tener acceso a internet según tus preferencias, con la opción de escoger entre dos modos de compresión, para un ahorro de datos alto o extrema.

Opera Mini para Android

Cambia al modo Compresión Alta para una mejor experiencia y para ver las páginas web como supuestamente lucen, sin efectos pesados que has visto en el pasado y sin dejar de ahorrar grandes cantidades de datos.

Con un toque rápido en la pantalla puedes cambiar al modo Compresión Extrema, experimentarás la compresión de datos del buen conocido Opera Mini. Este modo es perfecto para quienes tienen un plan de datos caro o conexiones poco fiables.

Tu navegador, tu elección, tu oportunidad de hacer más en internet. No importa en qué parte del mundo estés, qué tipo de conexión tengas o qué quieras de la web, Opera Mini te da más.

¿Tienes dudas acerca de Opera Mini? Checa nuestro práctico FAQ, comenta abajo o dinos “Hola” en Facebook o Twitter. : )

 

 

Related Posts

Back to top